Yo mismo con mi turismo

5 jun. 2017

Los Mossos también tienen sus cloacas, como las de Fernández Díaz

El interrogatorio policial a los detectives Antonio Tamarit y Julián Peribáñez fue ordenado por la subdirectora general de Seguridad Interior, Maite Casado

Maite Casado, el magistrado José de la Mata, el comisario Marcelino Martín Blas y Josep Pujol.

En vigilias de su comparecencia ante la comisión parlamentaria que investiga la Operación Cataluña, dos de los testigos requeridos -los detectives Antonio Tamarit y Julián Peribáñez- fueron objeto, el pasado día 15 de mayo, de un intenso interrogatorio, en las dependencias del cuartel de Sant Andreu, por parte de un sargento y un caporal de la unidad central de Seguridad Privada de los Mossos d'Esquadra. Los dos detectives habían sido convocados telefónicamente por los mossos para tratar sobre una supuesta denuncia administrativa que les afectaba profesionalmente.

Una vez en las dependencias policiales, la citación -que no estaba avalada por ninguna autorización judicial previa- degeneró rápidamente en una reunión muy tensa. Los detectives exigieron, de entrada, poder consultar el supuesto expediente administrativo que se les había abierto y quién era el autor de la supuesta denuncia contra ellos. Pero los dos mossos se negaron en redondo y empezaron a disparar una batería de preguntas que, según advirtió la abogada de los detectives, que los acompañaba, ultrapasaban la legalidad.

Los mossos querían que Antonio Tamarit y Julián Peribáñez explicaran su relación con el ex-jefe de Asuntos Internos de la Policía Nacional, Marcelino Martín Blas, y su adjunto, Rubén Eladio. También los presionaron para que confesaran que habían colaborado en la Operación Cataluña y que habían cobrado dinero de los fondos reservados para participar en la "guerra sucia" dirigida por el ex-ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, contra los líderes del movimiento soberanista. En concreto les preguntaron si habían hecho seguimientos de políticos catalanes y si habían investigado una propiedad de la familia Pujol en la Cerdaña.

El interrogatorio giró, en gran parte, sobre la declaración que hicieron los dos detectives el pasado 23 de febrero ante el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata, que instruye el caso Pujol. Esta comparecencia estaba relacionada con la investigación sobre el famoso pendrive con documentación del despacho del Júnior que "apareció" en unos cajones de la UDEF. Finalmente, el juez José de la Mata ha cerrado esta pieza separada del sumario y ha invalidado el contenido del pendrive, que EL TRIANGLE, debido a su gran interés informativo, publica en las últimas ediciones.

Ante la insistencia de los mossos, los dos detectives esgrimieron que las respuestas a las preguntas que se les hacían ya constaban en su declaración en la Audiencia Nacional. También recalcaron su "indefensión" y por eso, horas después de este extraño interrogatorio, interpusieron una denuncia por coacciones y amenazas al juzgado de guardia y pusieron los hechos en conocimiento del juez José de la Mata, puesto que consideran que los Mossos intentaron interferir en la investigación judicial del caso Pujol que dirige la Audiencia Nacional.

Detrás de esta maniobra de presión contra los dos detectives está la subdirectora general de Seguridad Interior de la Generalitat, Maite Casado, que se ha negado a responder al requerimiento por escrito que le han formulado Antonio Tamarit y Julián Peribáñez. Los mossos advirtieron a los dos detectives que se exponían a que se les abriera un "expediente sancionador muy grave por falta de colaboración".


LA CONTRAOFENSIVA

El duro interrogatorio a los dos detectives, pocos días antes de su prevista comparecencia ante la comisión parlamentaria de investigación sobre la Operación Cataluña, se enmarca en la contraofensiva que han emprendido el clan Pujol y sus terminales políticas y mediáticas contra la actuación judicial que, de momento, ha llevado al Júnior a la prisión de Soto del Real. En este contexto hay que inscribir las declaraciones de Josep Pujol -que se ha erigido en el portavoz oficioso de la familia- al diario digital Público de Jaume Roures y al espacio de Mònica Terribas en Catalunya Ràdio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡No te cortes! Dí lo que estás pensando