Yo mismo con mi turismo

12 jul. 2017

Carmena tardó

EMILIA LANDALUCE

Han pasado ya dos semanas desde que se celebró el Orgullo Gay en Madrid. Desde el ayuntamiento de Manuela Carmena se habla de un gran éxito de convocatoria; sin embargo, algunos de los habituales apenas notaron diferencias respecto a otros años. Quizás se deba a que una parte considerable de la comunidad gay -la misantropía no entiende de sexualidad- prefirió ahorrarse la aglomeración que supone el desfile/manifestación y el olor (esa mezcla de urea y jabón) que emanaba de los baños portátiles.
Hace dos años, me subí a una de las carrozas con un grupo de amigos liberales de verdad.
El ambiente fue de lo más festivo, excepto cuando los activistas de pro terciaban sobre política. Los comentarios respecto al PP eran siempre agrios. La ausencia de representantes populares en la manifestación y, sobre todo, el recurso de inconstitucionalidad a la ley de matrimonio homosexual despertaban cierto atavismo ideológico que momentáneamente disolvía el buen rollo proverbial...
De alguna manera, tenían razón: el PP y cierta parte de la derecha han llegado tarde a algunas reivindicaciones sociales y gran parte de sus votantes hubiera deseado que eso no hubiese sucedido. Por este motivo, lo más destacado del último Orgullo fue la presencia de Levy, Maroto y Cifuentes. Afortunadamente, hay asuntos que ya están por encima de los partidos y nadie protestó por la bandera gay que la alcaldesa de Madrid desplegó en el ayuntamiento.
Estos días, los votantes de Ahora Madrid han debido de sentir algo parecido a aquellos simpatizantes del PP que lamentaban que el partido llegara tarde a su cita con la sociedad.
La inicial reticencia de Carmena a homenajear a Miguel Ángel Blanco evidencia que la formación morada y sus franquicias no consideran al concejal del PP asesinado por ETA como el símbolo de esa sociedad que hace 20 años decidió echarse a la calle para decir "basta" a la violencia terrorista.
Aquello, y perdonen la frivolidad, sí que fue un éxito de convocatoria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡No te cortes! Dí lo que estás pensando