Yo mismo con mi turismo

18 jul. 2017

Villar y su hijo Gorka, detenidos por corrupción en la Federación Española de Fútbol


 

Ángel María Villar, en los juzgados de Majadahonda el pasado 6 de julio.

El juez Pedraz ordena el registro de la sede y de varios despachos, entre ellos el de su presidente y otros dirigentes deportivos

La Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil desarrolla esta mañana una batida anticorrupción que afecta a la cúpula de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) y que abarca numerosos registros y detenciones de cargos deportivos, entre ellos han sido arrestados el hombre que preside el fútbol español desde hace 29 años, Ángel María Villar y su hijo Gorka Villar, según han informado a EL PAÍS fuentes de la investigación.
La redada y registros, bajo la supervisión del juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, han comenzado a primera hora de la mañana y obedecen a supuestos manejos económicos del presidente de la RFEF y de su hijo, Gorka Villar, en provecho de ambos y en perjuicio de las arcas de la Federación. Se investigan también supuestos tratos de favor de Villar a dirigentes territoriales para garantizarse su continuidad en el cargo. Los agentes indagan desde hace más de un año en supuestos delitos de corrupción entre particulares, falsedad, administración desleal y apropiación indebida.
La macrooperación que desarrolla este martes la UCO de la Guardia Civil incluye numerosos registros y al menos una decena de detenciones. Hay registros en la sede de la Federación Española de Fútbol, en federaciones territoriales y en los domicilios y despachos de los principales implicados, entre ellos, el de Villar. Y también en las sedes de empresas vinculadas a su hijo Gorka. La territorial de Tenerife es una de las principales federaciones implicadas en la investigación.
Las primeras pesquisas apuntan a tratos de favor de Villar a dirigentes territoriales, usando arbitrariamente dinero de la RFEF, tendentes a obtener de ellos apoyos incondicionales con vistas a su reelección como máximo mandatario del fútbol español. Villar fue renovado en el cargo por octava vez en mayo pasado para otro mandato de cuatro años. Ya lleva 29 como presidente, y si agota este último, que confesó sería el último, habrá ocupado el cargo durante un total de 32 años plagados de complicidades con altas amistades en la FIFA que se halla bajo sospecha de corrupción

Gorka Villar, un vástago con poder e influencias

Gorka Villar, uno de los principales implicados en la redada que desarrolla esta mañana la UCO de la Guardia Civil, ocupa desde finales de 2014 el cargo de director general de la confederación sudamericana (Conmebol), embrión de la trama corrupta que afectó a altos dirigentes de la Federación Internacional del Fútbol Asociado (FIFA). Es abogado y, siempre bajo el paraguas paterno, ha trabajado para algunas federaciones territoriales españolas, a las que ha prestado asesoramiento jurídico, con minutas de hasta 30.000 euros.
Villar hijo no ha sido nunca empleado de la Federación Española de Fútbol, aunque en los últimos años ha actuado como un auténtico factótum de su padre en este organismo. Colaboró, por ejemplo, en la candidatura Ibérica con la que España y Portugal optaron a la organización del Mundial 2018, bajo investigación de la justicia suiza por presunto pago de comisiones.
El nombre de Gorka Villar se ha visto salpicado en el escándalo que afecta a dirigentes del fútbol sudamericano. Eugenio Figueredo, expresidente de la Conmebol, fue detenido y luego extraditado en diciembre de 2016 desde Suiza a Uruguay, su país, donde confesó la corrupción que vivió durante sus 20 años en la Confederación Sudamericana de Fútbol. Ante un fiscal de su país, confesó práctica corruptas que salpicaban a decenas de dirigentes del fútbol mundial. E incluyó en ellas al hijo del presidente del fútbol español.
Esta investigación la dirigen el magistrado del Juzgado Central número 1 de la Audiencia Nacional, Santiago Pedraz, y las fiscales Anticorrupción Inmaculada Violán y Esther González. Es distinta de las pesquisas que, por otro lado, desarrolla el juzgado de instrucción 4 de Majadahonda (Madrid) también contra Villar y otros altos cargos de la Federación, por no justificar el destino dado a una subvención pública de 1,2 millones destinada a países pobres de África y Centroamérica.
Aparte de a Villar, las detenciones previstas afectan también al vicepresidente económico de la Federación, Juan Padrón, entre otros dirigentes deportivos. Los hechos que se indagan se remontan al año 2009 y sucesivos. Y supuestamente revelan que Villar, como máximo responsable de la RFEF, ha propiciado adjudicaciones de contratas a firmas vinculadas con su hijo en claro perjuicio de las arcas de la Federación, y para enriquecimiento de ambos. Aún no hay una estimación oficial del montante de dinero presuntamente defraudado o detraído. Los investigadores confían en atar las pesquisas con la documentación que intervengan en los registros que se practican desde hoy en la RFEF y en federaciones territoriales, así como en las casas de los implicados.
El juez Pedraz indaga, entre otras, la sociedad Sports and Advisers, que es el despacho de abogados en el que figura como administrador único Gorka Villar, el cual desde su puesta en marcha en 2011 habría obtenido millonarios beneficios gracias a su influencia en la Federación de la mano de su padre y las amistades de este en la FIFA. Por sus manos pasaba la gestión de derechos de imagen y retransmisión de partidos de la selección española, que también se ve salpicada en estas pesquisas debido a los tejemanejes de su máximo responsable.
Uno de los partidos de la Selección bajo sospecha policial, por desvío de dinero en detrimento de la Federación, es el que enfrentó a España con Corea del Sur el 1 de junio de 2016. Pero hay más partidos, muchos de ellos amistosos, bajo la lupa de la UCO. Igualmente están siendo investigadas las actividades del grupo Santa Mónica, que cayó en quiebra dejando una deuda con la Federación de 20 millones.
Los detenidos serán conducidos a dependencias del instituto armado para ser interrogados por la UCO. Y luego, mañana o pasado, serán conducidos a la Audiencia Nacional para que presten declaración ante el juez Santiago Pedraz.
Tres meses de escuchas
La UCO ha tenido pinchados los teléfonos de los principales afectados durante los últimos tres meses. Las grabaciones revelan amaños y connivencias lucrativas entre Villar y su hijo Gorka, quien, pese a no ocupar ningún cargo ni haber estado nunca empleado, denota tener “un control total de casi todo lo que se mueve en la Federación”, señalan fuentes de las pesquisas. El sumario ocupa más de 2.000 folios y contiene profusas grabaciones telefónicas.
Aunque la UCO de la Guardia Civil lleva más de un año tras los pasos de Villar y su entorno, la investigación judicial se puso en marcha hace unos tres meses, cuando el magistrado Santiago Pedraz recibió una denuncia de las citadas fiscales anticorrupción. Estas fiscales son también las que llevan los otros asuntos que se indagan en Majadahonda. Este juzgado tiene imputados a varios cargos federativos e investiga el destino dado a una subvención pública de 1,2 millones de euros que aprobó el Gobierno en 2010, a través del Consejo Superior de Deportes (CSD), para apoyar cuatro proyectos educativos en África y en países de Centroamérica, que no se realizaron.
Uno de estos proyectos era una escuela de deportes en Haití como ayuda española tras el terremoto que devastó el país. El dinero fue librado pero no llegó a su destino ni se hizo la escuela, pese a que Villar certificó por escrito ante el CSD que los 1,2 millones aportados por el CSD habían sido destinados a su fin, tal como adelantó EL PAÍS. Luego dijo que la firma que figuraba en ese escrito no era suya y que se la habían falsificado. También se investiga judicialmente un trato de favor ilícito con dinero de la Federación al Recreativo de Huelva y al San Marino de Tenerife.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡No te cortes! Dí lo que estás pensando